Levantamiento de las cejas | Definición

El levantamiento de cejas es un procedimiento quirúrgico ambulatorio cuyo objetivo es rejuvenecer el tercio superior del rostro. Esta cirugía está diseñada para restituir el contorno, volumen y posición de las cejas, sin dejar cicatrices visibles en la cara.

Reproducir video acerca de Cirugía de Levantamiento de Cejas

Candidatos para esta cirugía

Los candidatos ideales para esta cirugía son hombres y mujeres cuyas cejas han caído con el paso de los años o que, por causas puramente genéticas, tienen las cejas bajas desde muy jóvenes. Este procedimiento también está indicado para corregir asimetrías en la altura y posición de las cejas; es decir, cuando un ojo se ve más pequeño porque una de las cejas está más abajo. Por otro lado, las personas con frentes altas y los varones con calvicie no son buenos candidatos para esta operación.

Duración de la operación

El tiempo de cirugía para un levantamiento endoscópico de las cejas es de aproximadamente 2 a 3 horas. Esto es lo que tarda el cirujano en realizar el procedimiento. Ahora bien, este intervalo de tiempo puede variar según la anatomía del paciente y la estructura ósea de la región de la frente, entre otros factores.

Tipo de anestesia

El levantamiento endoscópico de las cejas se realiza generalmente con anestesia local más sedación intravenosa. Este tipo de sedación es igual al que se utiliza para efectuar una gastroscopia. Eso significa que el paciente estará semiconsciente, pero no recordará nada después de la operación. No obstante, algunos cirujanos prefieren hacer este procedimiento bajo anestesia general, especialmente cuando el levantamiento de las cejas se va a realizar junto con otros procedimientos, como una blefaroplastia o un lifting facial.

Instrucciones antes de la cirugía

El Dr. Gómez solicitará una valoración preoperatoria antes de su levantamiento de cejas. Esta valoración puede incluir un electrocardiograma, según su edad y estado de salud, un hemograma completo y una prueba de coagulación. Por lo tanto, todos los pacientes deben consultar con su médico internista o cardiólogo al menos un mes antes de la operación. Su cirujano solicitará una copia de los resultados dos semanas antes de la cirugía.

Es fundamental reducir el sangrado durante la cirugía para evitar hematomas después de la operación y para ayudar con el proceso de curación de los tejidos. Con este propósito, se les solicita a todos los pacientes que suspendan cualquier medicamento o suplemento que pueda interferir con la coagulación, al menos dos semanas antes de la cirugía. Estos incluyen todos los AINES – aspirina, ibuprofeno, etc. – cualquier medicamento para la artritis, la vitamina E, el omega 3 (aceite de pescado) y todos los suplementos a base de hierbas.

También es importante dejar de fumar antes de un levantamiento endoscópico de las cejas. El Dr. Gómez recomienda suspender el tabaco al menos 24 horas antes de la cirugía; sin embargo, cuanto más tiempo sin fumar, más rápida será la recuperación. Tenga en cuenta que el tabaco interfiere con el flujo sanguíneo a sus tejidos y afectará negativamente el proceso de curación.

Instrucciones para el día de la cirugía

Debido a que el levantamiento de cejas es un procedimiento que se realiza bajo sedación, es indispensable que el paciente guarde ayuno completo de 8 horas. Si su cirugía está programada para las horas de la mañana, debe dejar de comer y beber desde la medianoche del día anterior. Este ayuno incluye agua, café, dulces, y mentas. El riesgo de operar a un paciente que ha comido es demasiado alto; entonces, en caso de romper el ayuno, la cirugía se reprogramará para otro día.

Las incisiones quirúrgicas para un levantamiento de cejas se realizan en el cuero cabelludo. Por lo tanto, lávese el cabello cuidadosamente la noche anterior a la cirugía para que la zona esté limpia. Puede usar jabón antibacteriano o champú regular.

Para su comodidad, use ropa holgada y cómoda, preferiblemente con botones o cremallera. Esto facilitará la tarea de vestirse de nuevo al final de la cirugía, cuando pueda sentirse aturdido por la sedación. Lleve gafas de sol al centro quirúrgico para que pueda usarlas al salir. Se le asignará un casillero para guardar sus pertenencias antes de ingresar a la sala de operaciones, pero es preferible que deje los objetos de valor y los teléfonos móviles en casa o con la persona que le acompañe.

Haga todo lo posible para programar su transporte al centro quirúrgico y de regreso a su casa. Además, su conductor deberá estar presente en las instalaciones antes de finalizar su cirugía. También se recomienda que alguien se quede con usted durante las primeras 24 horas de su recuperación.

Por último, recuerde llevar consigo un método de pago, ya que deberá cancelar las tarifas del centro quirúrgico y de anestesia. Los honorarios del cirujano generalmente se pagan una semana antes de la operación.

Después de la cirugía

¿Qué puedo esperar después de un levantamiento de cejas?

Es normal que aparezcan hematomas e hinchazón alrededor de los ojos después de la cirugía. Mientras que los moretones serán más evidentes a partir del 2ndo o 3er día, la hinchazón se verá desde el principio, sobre todo en el entrecejo y la zona de los párpados. De hecho, sus párpados pueden hincharse de tal manera que dificulte su apertura la primera noche, pero esto no es motivo de preocupación y se resolverá espontáneamente. También es normal experimentar algo de visión borrosa durante la primera semana.

¿Voy a sentir dolor después de un levantamiento de cejas?

Afortunadamente, la recuperación después de esta cirugía es prácticamente indolora. Es cierto que sentirá algunas molestias los primeros días, pero no debería experimentar dolor fuerte. De hecho, si tiene dolor agudo y constante, usted debe comunicarse con el Dr. Gómez de inmediato. El anestesiólogo le proporcionará una receta médica con el nombre y la dosis de los analgésicos que debe tomar. El acetaminofén y los AINES como el ibuprofeno suelen ser suficientes para atenuar el malestar postquirúrgico. Además, la aplicación de compresas frías cada 2 horas durante el primer día también ayudará con el dolor.

¿Qué puedo hacer y qué debo evitar hacer después de un levantamiento de cejas?

El éxito de esta cirugía depende no solo de la habilidad del cirujano, sino de la voluntad del paciente para seguir las instrucciones y cuidados postoperatorios. Uno de los factores más importantes consiste en saber cuáles son las restricciones en cuanto a la actividad física durante la recuperación.

Primer día

  • Mantenga la cabeza elevada y evite levantar objetos pesados.
  • Aplique compresas frías en las zonas operadas durante las primeras 24 horas. Una opción es comprar un antifaz que se coloca en la nevera y luego se aplica sobre los ojos. También puede colocar hielo en una bolsa de plástico o empapar gasas en agua helada. Las compresas se emplean cada hora, durante 10 a 15 minutos.
  • Tenga en cuenta que se irá a casa con un vendaje elástico alrededor de la frente. El Dr. Gómez se lo quitará al día siguiente de la cirugía, así que déjelo puesto durante la noche.
  • Si usted padece de presión arterial alta, recuerde tomar sus medicamentos.
  • No conduzca ni tome decisiones importantes el primer día.
  • Evite el tabaco y las bebidas alcohólicas.

Primera semana

  • Apoye la cabeza en un par de almohadas o use un sillón reclinable para dormir. Esta posición elevada de la cabeza ayuda a disminuir la hinchazón.
  • Evite agacharse durante intervalos de tiempo prolongados y no haga ejercicio durante la primera semana.
  • Notará que tiene grapas quirúrgicas en el cuero cabelludo. Siéntase libre de lavar las incisiones delicadamente con champú para bebés o peróxido de hidrógeno una vez al día y cubra con ungüento antibiótico. Mantenga las heridas secas y libres de costras para estimular la cicatrización y prevenir infecciones.
  • Puede conducir su automóvil tan pronto como se sienta en plena capacidad para hacerlo. No conduzca en ninguna circunstancia si su visión aún está borrosa.
  • Espere hasta dos semanas después de la operación para reanudar su rutina de ejercicios o comenzar a levantar objetos pesados. Después de la primera semana, se permite una caminata corta una vez al día ya que no comprometerá el proceso de curación.

A partir de la segunda semana

  • Puede usar maquillaje y cremas faciales a partir de la segunda semana después de la cirugía.
  • Ya es tiempo de suspender todos los medicamentos analgésicos, pero debe aplicar el ungüento antibiótico sobre las heridas una semana más.
  • A partir del día 14 de su operación se le permite empezar con su rutina de ejercicio, pero de manera paulatina y con mucho cuidado de no lastimar las incisiones.

Es normal sentir adormecimiento y picazón en el cuero cabelludo después de un levantamiento de cejas. Estas sensaciones pueden durar desde unas pocas semanas hasta varios meses. La mayoría de los pacientes toleran perfectamente estos síntomas, pero algunos pueden encontrarlos molestos. Afortunadamente, se resuelven sin problemas y no requieren ningún tratamiento.

Descripción de la técnica quirúrgica

Una de las ventajas más grandes de este procedimiento es la ausencia de cicatrices visibles en el rostro. Esto implica que todas las incisiones se hacen en zonas ocultas. El primer paso del levantamiento de cejas consiste en marcar estas incisiones. Las marcas hechas por el cirujano van colocadas en tres zonas diferentes: la parte superior de la frente y en el área de la sien de ambos lados. Todas ellas se realizan en el cuero cabelludo, detrás de la línea de crecimiento del cabello, y sin tener que rasurarlo.

Después de que el cirujano marca la piel, el anestesiólogo inicia con la sedación intravenosa o coloca al paciente bajo anestesia general. Luego, el cirujano prepara los sitios a operar con una solución especial para proporcionar un campo estéril. Una vez que el paciente ha sido completamente sedado, se administra anestesia local en las incisiones previamente marcadas.

Seguidamente, el cirujano se dirige a la zona del cuero cabelludo, donde realiza una incisión en la piel a lo largo de las marcas. Posterior a esto, utiliza una cámara especial, llamada endoscopio, para manipular de manera segura los tejidos de la frente hasta alcanzar la región de las cejas. En este momento, el cirujano utiliza instrumentos quirúrgicos especiales para debilitar los músculos y ligamentos responsables de las líneas de expresión. Esto le permitirá elevar las cejas a su posición natural.

Paso siguiente, el cirujano coloca pequeños implantes absorbibles debajo de la frente, cerca del cabello, para fijar las cejas y que estas no caigan de nuevo. Estos implantes están hechos para reabsorberse por sí solos en unos seis meses.

Finalmente, el cirujano cierra las incisiones con pequeñas grapas quirúrgicas. Se lava meticulosamente el cabello del paciente y se coloca un ungüento antibiótico en los sitios de las incisiones. El anestesiólogo despierta el paciente y lo lleva al cuarto de recuperación.